6 de 9 años de déficit en empresas públicas Redacción Negocios

En el 2016, las empresas públicas no financieras registraron pérdidas por USD 1 575 millones. Este es el peor desempeño que ha tenido este grupo de entidades estatales en nueve años. En ese período, según datos del Banco Central, solo en tres ocasiones estas entidades públicas lograron generar ingresos más altos que sus egresos y, por lo tanto, registraron un superávit: en el 2008, 2012 y 2014. Sin embargo, en los dos primeros trimestres del 2017, las cifras muestran una recuperación que, de seguir en la misma ruta, podría representar que al final del año estas empresas obtengan un superávit. En el primer semestre del 2017, las entidades públicas alcanzaron ganancias por USD 424, 5 millones. Las entidades estatales consideradas no financieras son EP Petroecuador, EP Petro­a­mazonas, Ferrocarriles del Ecuador, Flota Petrolera Ecuatoriana, Tame y otras empresas menores que desde diciembre del 2015 están bajo la administración de la Empresa Coordinadora de Empresas Públicas (Emco). Esta se creó para optimizar el desempeño fi­nanciero de cada una. Jorge Wated, gerente de Emco, destaca que en el primer año de actividades la Empresa Coordinadora logró reducir USD 60 millones en gastos, sobre todo por conceptos de optimización de personal. Este año, dice Wated, se proyecta reducir en USD 180 millones los gastos de las empresas que administra Emco. Además, está previsto que antes de que termine 2017 se liquiden dos empresas: Nacional Minera del Ecuador (Enami) y Cementera del Ecuador, “porque cumplieron su período”. Wated señala que, sin tomar en cuenta a las empresas petroleras, hasta junio del 2017 se registra “un resultado de USD 558 millones a favor”. El funcionario reconoce que Emco todavía tiene trabajo con las 21 empresas que administra y aunque no quiso precisar cuáles son los montos de pérdidas que registran las entidades con más problemas, mencionó que están emprendiendo planes. “Algunas pierden, otras no. Hay que entender lo que es pérdida. En el caso de Ferrocarriles del Ecuador, factura USD 12 millones al año, pero tiene activos por más de USD 450 millones”, dijo. Ampliar El servicio de trenes está en funcionamiento nueve años. Foto: Archivo / EL COMERCIO Jorge Carrera, exgerente de Ferrocarriles, explica que la operación de los trenes logró rentabilidad, sin embargo, el mantenimiento de las vías no logró ser rentable. “Porque así es el modelo de trenes en la mayor parte del mundo. Esta es una empresa pública, lo más importante es la rentabilidad social”. Otras dos empresas en las que se trabaja para mejorar las cifras son la aerolínea Tame y Correos del Ecuador. “Por el arrastre de sus condiciones y al ser negocios complicados, darles la vuelta toma tiempo y han venido generando quejas de usuarios”, indicó Wated. La aerolínea estatal registró USD 28 millones en pérdidas en el 2016. Mientras que Correos del Ecuador, en el 2015 tuvo USD 3,2 millones en pérdidas y en el 2016 alcanzó ganancias por casi USD 340 000, según Emco. Marcos López, analista y exmiembro del Directorio del Banco Central, dice que para comprender el desempeño real de estas empresas en los últimos diez años se deben analizar los ingresos y egresos operacionales, que corresponden al dinero que entra y sale de la empresa, como parte de su actividad. El peso mayor de ingresos operacionales de este grupo de empresas está representado por las ventas de las petroleras; por eso, aunque se trabaje en la optimización de las otras, las ventas de las petro­leras seguirán pesando más en la balanza, dice López. El analista explica que, en lo que respecta a ingresos y egresos por las operaciones relacionadas al giro de negocios de cada entidad, hay superávit. Es decir, que los ingresos son mayores que los egresos. El problema, destaca López, es el nivel de crecimiento de los egresos de capital (inversiones en maquinaria y edificaciones). López indica que los gastos de capital han ido creciendo a niveles muy altos en la última década, mientras que los ingresos -producto de las operaciones de cada negocio- por el contrario “han ido en picada”. En el 2012, las empresas públicas no financieras reportaban un total de USD 5 499 millones en ingresos operacionales y USD 2 497 millones en egresos de capital. En tanto, para el 2016 los ingresos se redujeron a USD 3 724 millones y los egresos de capital crecieron a USD 2 533 millones. La contracción de la inversión pública, producto de la de­saceleración económica que vive el país desde el 2015, provocó que los gastos de capital de estas empresas también se redujeran, explica Guillermo Granja, docente de la Facultad de Economía de la Universidad Ecotec. De ahí que en este 2017, los resultados de las operaciones de estas empresas reflejen un superávit hasta junio. Granja señala que el modelo de alta inversión pública desde el 2008 puso en aprietos a las empresas, que compiten en áreas en donde el sector privado tiene más experiencia y mercado, por lo que sugiere un cambio del modelo en varios negocios que ahora maneja el Estado.

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO en la siguiente dirección:http://www.elcomercio.com/actualidad/ecuador-deficit-empresas-publicas-negocios.html.

Lenín y la deuda Por: Vicente Albornoz Guarderas

El presidente Moreno hizo una curiosa afirmación hace pocos días: resulta, dijo él, que el gobierno tiene que pagar cada año USD 10 000 millones por deuda. La verdad es que una afirmación tan contundente tiene que ser revisada y de eso se trata este artículo. Porque USD 10 000 es un montón de plata. Es, más o menos, el monto total de la deuda que tenía el gobierno en el año 2009. Y ahora el presidente dice que el país paga, cada año una cantidad similar. O sea, hace 8 años, el monto total era USD 10 000, mientras que hoy el pago anual son USD 10 000. Como que no suena lógico. ¿Pero será que cada año pagamos un monto tan enorme? Porque la única manera de que el pago sea tan alto sería que estemos endeudados hasta las narices, a plazos cortos y con altas tasas de interés. Y ningún gobierno debería ser tan irresponsable de endeudar a su país bajo ese tipo de condiciones. ¿Seguro? La única manera de analizar la veracidad de una afirmación tan atrevida es revisar los datos. Y si se mira el Boletín del OPF, el Observatorio de Política Fiscal (ese extraordinario repositorio de información sobre las finanzas públicas), se puede constatar que el presidente no sólo que tiene razón sino que, para nuestra desgracia, hasta podría haber subestimado un poco el dato. La información del OPF, basada en datos del Ministerio de Finanzas, indica que entre enero y agosto, el gobierno pagó intereses y capital por la deuda tanto interna como externa. Por intereses pagó USD 1,406 millones. Evidentemente ese es un récord absoluto para la historia del Ecuador porque nunca hemos pagado tanto por intereses en un lapso de sólo ocho meses, resultado todo esto de las altas tasas a las que se contrató los créditos. Pero lo realmente complejo es que el país está endeudado a plazos cortos, todo el tiempo se vencen deudas. Por eso es que en los primeros ocho meses de este año las amortizaciones fueron USD 4,203 millones para la deuda interna y USD 1,431 para la externa. Por lo tanto, la suma de intereses y amortizaciones en ocho meses (el llamado “servicio de la deuda”) resulta ser la enorme cifra de USD 7,040 millones. Y eso en dos tercios del año. Y si simplemente se extrapola lo que faltaría pagarse en el último tercio, se llega a un monto algo superior a lo que dijo Moreno. Estos datos sustentan, sobre todo, que tuvimos un gobierno que fue tan irresponsable de endeudarse a plazos cortos y a tasas altas, con el único objetivo de financiar un gasto absurdo para mantener alta su popularidad. Y también para hacer un montón de obras de gran utilidad como refinerías inexistentes (dignas de mentes brillantes) o carreteras (con contratos dignos de sus manos limpias). Y, más que nada, tan irresponsable como para decir, sin sonrojarse, que dejó la mesa servida.

@VicenteAlbornoz

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO en la siguiente dirección:http://www.elcomercio.com/opinion/lenin-deuda-opinion-ecuador-economia.html.

España vuelve a las andadas: los hogares se comen el ahorro para seguir consumiendo Por: Carlos Sánchez

El artículo a continuación no muestra gráficos que pueden ser importantes. Si desea ver el artículo completo remítase al link:

https://www.elconfidencial.com/economia/2017-05-11/ahorro-consumo-empleo-salarios-funcas-renta-disponible-recesion-credito-efecto-riqueza-activos-inmobiliarios_1380071/

Artículo (sin gráficos)

Asoman los viejos fantasmas de la economía española. Si antes de la crisis el consumo de los hogares se financiaba, fundamentalmente, con crédito y con menos ahorro —apenas con la renta disponible generada por el empleo y el salario—, todo indica que ese patrón de crecimiento ha vuelto a instalarse en la economía.

La tasa de ahorro volverá a situarse en 2017 en los niveles alcanzados hace una década. Es decir, inmediatamente antes del estallido de la crisis, cuando el ahorro de los hogares se hundió hasta un mínimo histórico: el 5,9% de su renta disponible. A partir de ahí, la hucha de las familias creció con fuerza por miedo al futuro económico y al empeoramiento de las expectativas, hasta alcanzar un histórico 13,4% en 2009. Pero desde ese momento, el ahorro —y no la renta— ha financiado buena parte del crecimiento. En particular, del consumo privado.

Funcas, de hecho, estima que este año cerrará con una tasa de ahorro equivalente al 7,2% de la renta bruta disponible. Por lo tanto, ya en niveles muy similares a los que existían antes de que la economía española entrara en recesión al ser extremadamente dependiente del consumo financiado con crédito. Cuando los flujos exteriores se cerraron, la economía colapsó por falta de ahorro interno para financiar la inversión y el consumo.

El desplome del ahorro es especialmente significativo debido a que reproduce el patrón de crecimiento anterior, cuando el consumo privado crecía muy por encima de lo que lo hacía la renta, lo que acabó provocando un fuerte desequilibrio. “La reducción de la tasa de ahorro debería preocupar”, asegura Raymond Torres, director de coyuntura de Funcas, para quien es hora de que los salarios recuperen algo de poder adquisitivo para evitar que el ahorro continúe financiando el consumo de las familias.

Aquel déficit exterior derivado del endeudamiento de los hogares y de las empresas se corrigió tras las medidas de ajuste adoptadas a partir de 2010. Hasta el punto de que se ha convertido en superávit de la balanza de pagos en los últimos años, pero con un sesgo en favor del consumo que lo hace difícilmente sostenible en el medio y largo plazo, según el economista Josep Oliver.

Expresado en términos más comprensibles: si en 2015 los hogares españoles fueron capaces de ahorrar 27.182 millones de euros, un año más tarde —pese a la fuerte creación de empleo— bajó hasta los 21.024 millones, lo que significa que el excedente de las familias se ha reducido de forma significativa. En el último trimestre de 2016, de hecho, lo que ha ocurrido es que mientras que el consumo de los hogares creció a un ritmo del 3,7%, la tasa de ahorro se hundió casi un 8%.

Buenas expectativas

Detrás de este comportamiento se encuentran, sin duda, las mejoras de las expectativas económicas, como sostiene el economista Oliver, lo que aumenta la propensión al consumo en detrimento del ahorro, pero también están los vientos de cola que empujan desde el verano de 2014 a la economía española, más dependiente que el resto de la eurozona de factores como el precio del petróleo o la política monetaria del BCE. Lo que, unido a una recuperación de la riqueza financiera de las familias (por la subida de la bolsa) y a la revalorización de los activos inmobiliarios, provoca una tendencia a consumir más. Es decir, regresa el llamado ‘efecto riqueza’ que aumenta la propensión al consumo de los hogares.

Según Torres, el director de coyuntura de Funcas, si se quiere mantener el actual ritmo de crecimiento, “es deseable” una recuperación del poder adquisitivo de los salarios, toda vez que la creación de empleo no es suficiente para financiar el consumo. Máxime cuando las pensiones, que forman parte esencial del sistema económico, perderán este año poder adquisitivo al aumentar la inflación por encima del 0,25% aprobado por el Gobierno. Algo que obligará a muchos pensionistas a reducir su capacidad de ahorro para financiar el gasto corriente.

El menor ahorro, de hecho, es lo que puede explicar que las familias hayan vuelto a endeudarse. Aunque el ‘stock’ de deuda continúa cayendo, en los últimos meses el flujo ha vuelto a aumentar, lo que refleja la mejora de las expectativas por parte de los agentes económicos. Algo que no sucede, como sostiene Torres, en otros países, donde el sentimiento de que lo peor de la crisis ha quedado atrás “no es tan acusado”. Torres lo achaca a que los hogares entienden que si se crea empleo, el consumo está asegurado, cuando esto también depende de factores como los salarios.

Tomado de: https://www.elconfidencial.com/economia/2017-05-11/ahorro-consumo-empleo-salarios-funcas-renta-disponible-recesion-credito-efecto-riqueza-activos-inmobiliarios_1380071/

 

Cataluña y el dilema del prisionero Por: José Carlos Díez

La sociedad catalana está fragmentada en dos. La decisión de sus gobernantes de iniciar un proceso independentista en contra de la ley provoca un conflicto habitual en sociedades avanzadas y complejas. John Nash, protagonista de la película Una Mente Maravillosa, recibió el premio Nobel de economía por sus aportaciones sobre este tipo de conflictos. La solución al conflicto es la cooperación. Si no hay cooperación el resultado es que las dos partes acaban empeorando su situación.

La combinatoria de posibles vías de cooperación tiende a infinito. Además, el resultado a priori es incierto. En este entorno los algoritmos y los robots no puedan resolver el problema y es necesaria inteligencia humana. La humanidad se ha enfrentado a millones de dilemas del prisionero y ha conseguido aumentar la población, nuestra esperanza de vida y nuestra renta por habitante.

Thomas Schelling también recibió el nobel de Economía por analizar estos conflictos y nos ayudó a explicar por qué se producen y cómo se solucionan. Schelling demostró que los seres humanos tomamos decisiones por el objetivo inmediato que puede diferir del óptimo a largo plazo, cuestionando la racionalidad del homo economicus. Para Mariano Rajoy el largo plazo es mañana y para los independentistas, el 1 de Octubre. Pero hay vida después de mañana y del 1 de octubre.

Otra característica común en estos conflictos son los compromisos que acaban forzando la cooperación. Schelling analizó que en el conflicto entre Israel y Palestina había un fuerte compromiso en el sistema de pensiones. Miles de palestinos trabajan en Israel y en una solución no cooperativa del conflicto perderían sus pensiones y serían pobres en su vejez.

En Cataluña este compromiso es mucho mayor, ya que todos los catalanes cotizan a la Seguridad Social. Además, sus ingresos por cotizaciones sociales son 4.700 millones de euros menos que los gastos por el pago de las pensiones, el 2% del PIB catalán. Cataluña ha padecido desde 2008 una crisis de deuda externa, la Generalitat perdió el acceso a los mercados internacionales de financiación en 2010 y sus bonos cotizan a rentabilidades próximas a los bonos griegos.

El BCE y el Tesoro Público han evitado quiebras de los bancos catalanes y el impago de la deuda de la Generalitat, incluidos sus bonos patrióticos a pequeños ahorradores. El impago habría provocado más destrucción de empleo, menores salarios y recortes mucho más intensos del estado del bienestar.

El otro gran compromiso en este conflicto es que los españoles compartimos tratados que garantizan la democracia y la libre circulación de personas y bienes con 500 millones de europeos y la misma moneda con 340 millones. La independencia de una región abriría la caja de Pandora en el resto de países y ayuda a explicar por qué ningún líder europeo la apoya.

Conclusión: los independentistas tienen enfrente la Constitución, los Tratados Europeos y las leyes de la probabilidad. Y si la solución no es cooperativa todos los ciudadanos españoles seremos los principales damnificados de este conflicto.

 

Tomado de:

https://elpais.com/economia/2017/09/21/actualidad/1506020030_092661.html

 

El país en cinco datos Por: Vicente Albornoz Guarderas

Rara vez se puede contar tantas cosas con tan pocos datos. El primer dato son 720 000 personas, el crecimiento de la población del Ecuador entre junio 2014 y junio 2017, en un lapso de tres años y basándose en los datos de las encuestas de empleo del INEC. Porque todos los datos presentados serán del mismo tipo, o sea, son variaciones, en los tres años entre junio 2014 y junio 2017, de alguna variable demográfica importante y con el INEC como fuente. Empezando por los 720 000 habitantes adicionales que tiene el Ecuador si lo comparamos con su situación de hace tres años, es interesante ver que ese dato, que debe ser la diferencia entre nacimientos y defunciones, ajustado por migración internacional, muestra que la población ecuatoriana sigue creciendo, aunque mucho más lento que hace unas pocas décadas, con una tasa anual cercana al 1%, muchísimo menos de lo que fue en los años 60 o 70. El siguiente dato es todavía más interesante: 1 180 000 personas es en cuanto creció la población económicamente activa (PEA) en el mismo período. La PEA es el segmento de la población que trabaja o que busca trabajo y el hecho de que su crecimiento supere en tanto al de la población total, refleja claramente que hace 18 o 20 años había más nacimientos que ahora. En otras palabras, cuando nacieron quienes ahora están ingresando a la fuerza laboral, nacían más niños que hoy. Esto significa que la población ecuatoriana está envejeciendo o, mejor dicho, está madurando. También significa que estamos entrando en el período de “bono demográfico”, cuando la PEA de un país crece más rápido que su población total. Este “bono” es una enorme oportunidad porque por un tiempo, quizás por unos 30 años, la fuerza laboral ecuatoriana va a tener un potencial productivo inusualmente alto (en relación con el tamaño total de la población), un potencial que debe aprovecharse. El siguiente dato parece una buena noticia, pero no lo es. En esos mismos tres años, el empleo creció en 1 140 000, una cifra muy similar al crecimiento de la PEA. Lo triste es la calidad del empleo que se creó. Porque entre junio 2014 y junio 2017, todos los empleos creados en el país fueron “no adecuados” (subempleo, etc.). En esos tres años, se creó 1 270 000 empleos no adecuados y se destruyó 130 000 empleos adecuados. En resumen, hoy somos más que hace tres años, pero ha crecido todavía más el número de gente que trabajamos o que busca trabajo (la PEA). Esto abre una oportunidad para producir y ahorrar (el “bono demográfico”). Desgraciadamente, teniendo una fuerza de trabajo que crece rápidamente, el país les creó empleos improductivos y, si seguimos así, desperdiciaremos este “bono”.

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO en la siguiente dirección:http://www.elcomercio.com/opinion/opinion-columnistas-vicentealbornozguarderas-pais-datos.html. contenido. ElComercio.com

La población mundial superará los 8.500 millones en 2030

La población mundial superará los 8.500 millones de personas en 2030. El crecimiento se concentrará en nueve países, muchos de ellos en África. Así, India, Nigeria, República Democrática de Congo, Pakistán, Tanzania, Estados Unidos, Uganda e Indonesia registrarán la mitad del crecimiento mundial hasta 2030, según el último informe anual sobre población mundial de Naciones Unidas. En 2050, siete de los 20 países más poblados del mundo estarán en África. Actualmente los países con una mayor población son China (1,4 millones de habitantes) e India (1,3 millones de habitantes). La ONU estima que India superará a China en 2024.

Esta concentración del crecimiento en países que en su casi totalidad se consideran de bajos ingresos seguirá impulsando los flujos migratorios y los desplazamientos internos en el mismo continente. Y aunque se ha registrado un descenso del flujo neto de migrantes hacia los países de más altos ingresos —de los 4,5 millones al año entre 2005 y 2010 a los 3,5 millones en el quinquenio siguiente—, la ONU estima que países como Estados Unidos, Alemania, Canadá y Reino Unido seguirán recibiendo más de 100.000 migrantes cada año.

Aunque la tasa mundial de crecimiento ha registrado un descenso (de los 5,1 hijos por cada mujer desde el quinquenio 2000-2005 a 4,7 en el que va de 2010 a 2015) los expertos de la ONU prevén que la población seguirá creciendo debido al aumento progresivo de la esperanza de vida. Pero, en los países europeos esto no basta para lograr el reemplazamiento generacional: aunque el número de hijos por mujer ha pasado de 1,4 a 1,6 se queda por debajo del 2,1 necesario. Ese reemplazo tampoco se logra con las llegadas de migrantes en algunos países de ingresos altos, aunque en 47 de ellos tienen una alta tasa de crecimiento.

Y mientras algunos países ven como aumenta su población y la esperanza de vida de sus habitantes, en otros el declive de la natalidad y la falta de la tasa de reposición harán que su población disminuya de más de un 15% entre 2017 y 2050: entre ellos Bulgaria, Croacia, Letonia, Lituania, Polonia, la República de Moldavia. Casi 800 millones de personas viven en el continente europeo, que se sitúa en tercer lugar tras África y Asia, en los cuales se concentran tres cuartas partes de la población mundial (en conjunto más de 5.500 millones de los 7.550 millones). Esta desproporción se agrandará en 2030, cuando se prevé que en Europa vivan algo más de 700 millones y en los otros dos continentes algo más de 6.600 millones.

El crecimiento conllevará además un progresivo envejecimiento de la población, según la ONU. A finales de este año se prevé que las personas con más de 60 años rozarán, por primera vez, los 1.000 millones y representarán el 13% de la población total. En Europa, los mayores de 60 años representan ahora el 25% y llegarán a ser el 35% en 2030. Este proceso afectará también al continente africano, donde el 41% de la población tiene menos de 15 años. Este continente vivirá un rápido envejecimiento de su población. Está previsto que más de 25 países africanos doblen su población entre 2017 y 2030 y que el porcentaje de los mayores de 60 años pase del 5% de 2017 al 9% de 2030 y alcanzará el 20% a finales de siglo.

 

Las cifras del patrocinio en el fútbol europeo POR LUCÍA JUNCO

Los sponsors invierten casi 4.000 millones en el deporte rey.

Hasta 1.156 empresas tienen acuerdos vinculados al fútbol europeo por valor de 3.198 millones de euros. Así se desprende del último informe realizado por la consultora CSM Sport & Entertainment, que ha analizado 98 clubes, 17 competiciones y distintas federaciones de las cinco grandes ligas europeas. Entre estas no sorprende que sea la Premier League la que más tirón tiene, en la que las empresas invierten 1.232 millones. La siguiente con más atractivo es la Bundesliga (726 millones de euros), seguida de LaLiga (672 millones), Italia (391 millones) y la Ligue (341 millones).

Por equipos, Manchester United es el que más gana: suma 263 millones en base a 56 acuerdos de patrocinio. El segundo es el FC Barcelona, con ingresos por valor de 252 millones generados por 44 acuerdos. El Chelsea gana 189 millones por sus sponsors, Real Madrid, 185 millones y Batyern de Munich, 174 millones.

Teniendo en cuenta la opacidad de las cifras de estos acuerdos, destaca el cálculo realizado por la consultora que sitúa a Emirates como el gran mecenas del balompié europeo, con una inversión en el conjunto de competiciones que asciende a 126 millones de euros. La compañía área dubaití lidera el ránking de marcas con mayor inversión en el fútbol en Europa gracias a acuerdos como los que tiene con PSG, Real Madrid, Arsenal y Milan y la FA inglesa. La siguen Gazprom, con un gasto estimado de 80 millones, Nissan (71 millones), Heineken (68 millones) y Play Station (63 millones de euros), todas ellas compañías con acuerdos con la UEFA y su competición estrella, la Champions League. La cervecera, además, está presente en cuatro clubes de la Premier League. Mastercard y Unicredit, socios también del organismo por 60 millones. Además de la UEFA, Mastercard tiene acuerdos con lso clubes ingleses Everton y Albion, mientras que Unicredit es banco oficial de la Champions y la Europa League. 60 millones es también lo que desembolsa Chevrolet por jugar con la camiseta del Manchester United, una cifra cinco millones de euros superior a lo que Rakuten paga al FC Barcelona y a la que acaba de rebasar ahora Emirates al renovar su contrato con el Real Madrid, cifrado en 70 millones anuales durante cinco temporadas. EA Sports, con 13 acuerdos, Yokohama y Etihad invierten más de 45 millones cada una.

Industrias más goleadoras

Por sectores, los patrocinadores técnicos suman una inversión que CSM estima en 1.014 millones. El siguiente sector con más peso es el financiero, con hasta 67 sponsors con 116 acuerdos por valor de 317 milones, casi el triple de acuerdos que la automoción, la segunda industria por inversión (251 millones), seguida de aerolineas (199 millones) y casas de apuestas (183 millones). Entre las compañías financieras, lideradas por Mastercard y Unicredit, destaca la presencia de Santander y Caixabank en cuarto y quinto lugar por inversión en el fútbol europeo. Según CSM, Santander invierte en LaLiga y dos acuerdos menores con el United y el Borussia Mönchengladbach, 24,4 millones de euros; mientras que Caixabank, socio de 16 clubes de primera división, desembolsaría cerca de 15 millones. En España, tiene un peso del 16,7% que suma 53,5 millones de euros. Caixabank es la entidad con más acuerdos de Europa, al patrocinar 16 clubes en LaLiga en la que el FC Barcelona es el club con más relación con entidades financieras. Los azulgranas además de Caixabank cuentan con seis entidades como socios regionales.

En la liga inglesa representa casi el 30% del patrocinio. Destaca el Manchester United como el equipo europeo con más acuerdos ‘financieros’ (hasta 13 entidades vinculadas), seguido del City, con cinco y el Liverpool, con tres. En total, 31 empresas financieras están presentes, con 34 acuerdos que alcanzan los 89 millones. En Alemania predominan los acuerdos locales que suman casi 35 millones de euros, el 10,9% de la inversión en patrocinio en el país. En Francia se trata de un mercado dominado por Credit Agricole, que representa el 60% de la inversión bancaria en fútbol en el país.

Por su parte, Italia es la región con menor inversión de este sector, que tan sólo representa 7,8 millones (el 2,4% del peso del patrocinio).

Automoción

Es la segunda industria con más peso, con una inversión que según CSM asciende a 251,8 millones de euros. Están presentes 24 marcas con 46 acuerdos, siendo las más relevantes Nissan, que invierte 71 millones en Champions y Manchester City, Chevrolet, Volkswagen, con acuerdos por valor de 29 millones y Audi, con ocho clubes que representan una inversión de 20,8 millones.

La Premier es la competición que más ingresa de esta industria, impulsada por el acuerdo de Chevrolet de 60 millones con el United y que representa el 80% del total. En Alemania, las marcas de motor invierten 56,2 millones. Audi cuenta con seis equipos. Volkswagen está presente en cuatro, entre ellos el Wolfsburgo con el que puede presumir del patrocinio de una camiseta más longevo del futbol europeo gracias a su asociación durante 24 temporadas. También es sponsors de la Supercup. En Italia la automoción mueve 26 millones en patrocinio, y en España, 12,6. Desde CSM destacan que la RFEF es la única federación que no tiene un sponsor de esta categoría.

En Francia, el sector invierte 12 millones de euros con tan sólo tres marcas en clubes: Hyundai en Olympique de Lion, Man con PSG y Scania con el Angiers.

Aerolíneas

Cerca del 70% de la inversión del sector aeronáutico la lleva a cabo Emirates, con el Milan como socio más antiguo, con el que está desde hace 13 años. La siguen Etihad, que desembolsa 45 millones en el Manchester City. Muy lejos de estas cifras está Lufthansa, socia del Bayern por unos 8 millones. En España tan sólo están presentes Air Europa como socio de la RFEF y Emirates con el Real Madrid.

Casas de apuestas

La inversión de este sector en el balompié europeo está liderada por SportPesa, con acuerdos con tres clubes de la Premier por 13 millones, seguida de la francesa Pmus y Betfair (9,8 millones). En España, CSM calcula que el patrocinio de este sector mueve 21,5 millones. Bwin y Kirolbet, en cuatro clubes cada uno, son las que más presencia tienen. En la Premier League, las casas de apuestas invierten más en patrocinio que el sector financiero: 35 acuerdos por valor de 94,8 millones de euros.

Cerveza

Las marcas de cerveza invierten 176 millones en los cinco países. Destaca que todos los clubes de LaLiga cuentan con un socio cervecero mientras que por ejemplo el Manchester United es una categoría que no tiene cubierta.

 

Tomado de:    http://www.expansion.com/directivos/deporte-negocio/2017/10/07/59d7e3dc22601d5a6c8b4608.html

 

 

Airbnb se enfrenta al problema de morir de éxito Por: Tom Slee Traducción: Teresa Woods

Airbnb se enfrenta al problema de morir de éxito

 

De forma sorprendente, la nueva campaña publicitaria de Airbnb nos exhorta a no ser turistas: “No visites París, no des una vuelta turística por París y por favor, no vayas a conocer París”. Entonces, el remate: “Vive en París…aunque sólo sea durante una noche”. El ejecutivo de Airbnb Jonathan Mildenhall le contó a Adweek que la campaña refleja una creciente “demanda de experiencias que no se parezcan a las típicas de turista, que realmente reflejen más cómo es vivir en sitios locales”.

Pero, ¿cuántos viajeros podrán “vivir allí” antes de que Airbnb acepte que se ha convertido en un vehículo para el turismo masivo y que sus usuarios son turistas, ni más ni menos? Como otras partes de la industria del turismo, Airbnb se ha convertido en un arma de doble filo. Los visitantes consiguen experiencias nuevas y generan ingresos, pero al aumentarse su número, erosionan la propia atmósfera que buscan y amenazan la habitabilidad de las ciudades para sus residentes.

Hace dos años, había 20.000 viviendas registradas con Airbnb en París (Francia). Un año más tarde, esa cifra subió a 40.000 y un inspector de viviendas contó a Wall Street Journal, “El centro de nuestra ciudad se está vaciando. Más y más. Sólo son turistas”. Desde entonces, se han sumado otros 20.000 registros. Por eso no sorprende que la empresa con el eslogan “Belong Anywhere” (Pertenece a cualquier parte del mundo) experimente una gélida acogida por parte de los gobiernos locales de todo el mundo que luchan por lidiar con este tipo de explosión de alojamientos para turistas.

Airbnb sigue presentando su negocio como uno de bajo impacto, compuesto de anfitriones que ocasionalmente alquilan sus propias casas. Un informe reciente de Airbnb sobre su negocio en Lisboa (Portugal) indica que “muchos registros de Airbnb en Lisboa representan el hogar de residentes locales”, asegurando a los lectores que “el 72% de los anfitriones de AirBnB en Lisboa sólo tienen una vivienda registrada”. Pero esto es ser parco con la verdad: mi conjunto de datosrecopilado de manera independiente muestra que el 28% de los anfitriones con más de una propiedad registrada (los que pueden considerarse como anfitriones “comerciales”) representan el 66% del negocio de la empresa en Lisboa. Y mientras que Airbnb afirma que “el 70% de los huéspedes de Airbnb en Lisboa se alojan fuera de las típicas zonas turísticas”, mis datos muestran que la mayoría de las visitas se producen dentro de los dos distritos centrales de Misericórdia y Santa María Maior, una zona de alrededor de tan sólo seis kilómetros cuadrados.Si el número de viviendas registradas en esta pequeña ciudad de medio millón de habitantes ha pasado desde las 5.500 de mayo de 2015 hasta las más de 10.000 actuales, un impacto importante es inevitable. El profesor de geografía de la Nueva Universidad de Lisboa João Seixas y sus compañeros están “muy preocupados por lo que está sucediéndole al centro histórico de nuestra bella ciudad”, explica. “Nuestros cálculos indican que durante los últimos tres años, alrededor de la cuarta parte o hasta una tercera parte del parque inmobiliario ha cambiado de función, desplazándose sobre todo hacia inversiones financieras y alquileres de corta duración”, apunta el profesor.

¿Cuál será el resultado final para las ciudades donde Airbnb se siga expandiendo? Algunas ciudades aseguran que no quieren convertirse en la “próxima Venecia” (Italia) y convertirse en un parque de atracciones para turistas que espante a los autóctonos. Kristen V. Brown de la web sobre tecnología Fusion visitó Reykjavik (Islandia). Sí, como turista. Es una ciudad pequeña, con una población de tan sólo unas 120.000 personas y un aluvión de turistas. Basándome en datos que yo proporcioné, Brown escribió, “La única página web de alquiler de pisos, leigulistinn.is, mostró tan sólo nueve pisos en alquiler en el centro de Reykjavik. Había 22 en toda la ciudad … En Reykjavik hay aproximadamente 50.000 pisos; 2.551 de ellos, o el 5%, son unidades de Airbnb”.

Comunidades todavía más pequeñas están experimentando problemas de escala relacionados con Airbnb. Joshua Tree es un diminuto pueblo de 7.000 habitantes al borde del Parque Nacional Joshua Tree en California (EEUU). Tiene más de 20.000 pisos de alquiler disponibles en Airbnb. La residente Christine Pfranger observa que “los locales tienen dificultades para encontrar un piso para alquilar, y están siendo echados de sus casas para generar más alquileres vacacionales”. Otro residente añade, “Los alquileres de Airbnb y vacacionales están cambiando nuestra comunidad… los precios de las viviendas están subiendo porque la gente ahora compra casas para alquilarlas a turistas, lo que casi impide que la gente que trabaja en la zona pueda alquilar una vivienda”.

Airbnb asegura que está dispuesta a asociarse con las ciudades, sin embargo ha mostrado poco interés en estos problemas: la empresa se opone con fuerza a cualquier medida que limite el volumen de su negocio.

La relación de Airbnb con su ciudad natal San Francisco (EEUU) empeoró recientemente. En febrero de 2015 una nueva ordenanza municipal requirió que los anfitriones de AirBnB se registren en el ayuntamiento, pero más de un año después sólo alrededor del 20% lo ha hecho. Ahora, la ciudad considera legalmente responsable a Airbnb de sus anfitriones sin inscribir y le impondrá una multa de 1.000 dólares (unos 900 euros) al día por cada registro sin inscribir que descubra. Es una medida más seria que las anteriores y que se suma a otras acciones similares emprendidas por el estado de Nueva York y la ciudad de Chicago (ambos en EEUU).

La respuesta de Airbnb ha sido llevar la ciudad de San Francisco ante un tribunal federal con el argumento de que la ciudad viola tres leyes distintas. La sección 230 de la Ley de Decencia en Telecomunicaciones (CDA, por sus siglas en inglés) de 1996 estipula que los propietarios de las páginas web no son legalmente responsables de (dado que no son los editores de) el contenido subido por los usuarios en sus páginas. Es una ley que protege a los blogueros, periódicos y redes sociales como Craigslist, Yelp y YouTube. La Ley de Comunicaciones Almacenadas (SCA, por sus siglas en inglés) de 1986 dice que los gobiernos han de obtener una orden judicial específica antes de tener derecho a acceder a informaciones relativas a los usuarios de un servicio web. Y por último, Airbnb se acoge a las protecciones de la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos al argumentar que la nueva regla supone una “restricción basada en los contenidos”.

Airbnb presenta su negocio como una cuestión del habla. Por mucho que promociona la idea de “vivir como un autóctono” en las ciudades donde gana su dinero, la empresa dice que en última instancia no tiene responsabilidad legal sobre lo que pase en ellas, al igual que sucede con los comentarios publicados en las páginas web.

En caso de salir victorioso Airbnb, y algunos expertos creen que tiene buenas posibilidades de lograrlo, la CDA liberaría a la empresa de la responsabilidad legal del impacto de su negocio, y la SCA impediría a las ciudades considerar responsables a los anfitriones y por tanto a Airbnb. Los gobiernos municipales de Estados Unidos no podrían limitar el número de pisos registrados en Airbnb ni la intensidad del negocio de turismo que atraigan. Es una mezcla en potencia de malos incentivos.

Pero no todo iría rodado a Airbnb. La mayor parte de su negocio se encuentra en Europa, donde Berlín (Alemania), Barcelona (España) y, en menor grado, París están actuando con firmeza para controlar la explosión de los alquileres vacacionales. Mientras tanto, los alcaldes de 10 importantes mercados por todo el planeta están lanzando un grupo especial para elaborar una respuesta común a los problemas que provoca Airbnb. Estas respuestas son oportunas. Sin ellas, las experiencias del turista podrían empezar a ser a costa de los que más importan: los residentes.

 

Tomado de:       https://www.hbr.es/leyes/103/airbnb-se-enfrenta-al-problema-de-morir-de-xito

 

El FMI urge políticas enérgicas contra la corrupción en América Latina

El Fondo Monetario Internacional urge a los países de América Latina que adopten medidas contundentes contra la corrupción, para que se convierta en una excepción y no en la regla. El esfuerzo, insiste el organismo, debe ser colectivo, decisivo y en varios frentes para poder romper con equilibrio pernicioso que se come los recursos públicos y lastra el crecimiento de toda la región.

La institución que dirige Christine Lagarde dedicó dos análisis la última semana a analizar el problema de la corrupción en América Latina. En el primero habló de avances, pero advirtió de que sigue siendo “excesiva” y requiere que se adopten “políticas más enérgicas”. Citó casos que transciende fronteras como los “papeles de Panamá” o los escándalos de Petrobras y Odebrecht.

Alejandro Werner, director para el hemisferio occidental, recuerda que la trampa de la corrupción tiene consecuencias económicas y políticas que pasan factura a todo el continente. Junto a David Lipton, subdirector gerente del organismo, explican que está demostrado que la corrupción puede atrofiar el crecimiento sostenible e inclusivo, alimenta la desconfianza y merma la inversión.

“Los ciudadanos de América Latina están descontentos”, advierten lo coautores. Pero el combate de la corrupción, admiten, es complejo porque está incrustada en la sociedad y eso requiere de un verdadero cambio de percepción y comportamiento. “Cuando la corrupción sistémica es la norma, la gente cree que las otras personas están aceptando u ofreciendo sobornos”, advierte el FMI.

Ese equilibrio nocivo, como denominan a las tramas corruptas de Petrobras y Odebrech, se “autoperpetúa” porque los anteriores actos de corrupción se utilizan para conseguir nuevos contratos. Si por el contrario se combate y disminuye, “los gobiernos podrán detectar más fácilmente a los que sigan siendo corruptos, ya que se destacarán”. “Los esfuerzos aislados no surtirán efecto”, advierte el organismo.

Diseño de estrategias

Al FMI le cuesta encontrar ejemplos de buenos resultados en la lucha contra la corrupción en América Latina. “Los cambios están siendo relativamente pequeños”, lamenta, “la paciencia del público se está agotando y eso debe representar una oportunidad para los gobernantes”. El segundo análisis así ofrecer medidas que están funcionando en otros países para el diseño de estrategias anticorrupción.

En este sentido, indican que para lograr una solución duradera es necesario que el perfeccionamiento de las instituciones y las acciones para la reducción de la corrupción vayan de la mano. La actualización en este sentido de las legislaciones es un paso en la dirección correcta, pero al mismo tiempo el cambio normativo debe ir acompañado un cumplimiento más estricto para que den resultados.

La operación Lava Jato en Brasil, señalan los relatores de los dos análisis, fue pionera en la región y refleja los avances que se pueden lograr para erradicar esta lacra cuando el poder judicial es más eficiente, los fiscales cuentan con recursos y la sociedad apoya la ofensiva. El FMI defiende crear comisiones anticorrupción independientes para superar los intereses enfrentados de los gobiernos

El organismo añade que la mayor transparencia hace una labor importante de freno porque aumenta las posibilidades de detección del fraude y permite que los que se saltan las leyes rindan cuentas. También pide reforzar los procesos de contratación pública e inversión y la eliminación de reglas burocráticas innecesarias que crear “fuentes artificiales de ingresos” a las tramas corruptas.

 

Tomado de:

https://elpais.com/economia/2017/09/28/actualidad/1506613451_975558.html

Los empresarios destacan la necesidad de un gran acuerdo entre la UE y Latinoamérica

Los empresarios españoles y latinoamericanos han destacado la importancia de que se fortalezcan los lazos económicos, políticos y culturales entre la Unión Europea y Latinoamérica, y que se cierre un gran acuerdo comercial entre ambos continentes, como el que se lleva negociando desde hace 20 años con los países integrantes del Mercosur.

Así se ha puesto de manifiesto en el I Congreso Iberoamericano para Presidentes de Compañías y Familias Empresarias, organizado por el Consejo Empresarial Alianza por Iberoamérica (CEAPI), que se clausuró este jueves en Madrid.

La exministra de Asuntos Exteriores y actual asesora de Telefónica, Trinidad Jiménez, destacó el largo camino recorrido en las relaciones bilaterales entre la UE y Latinoamérica, impulsado especialmente por las empresas españolas. “A veces se olvida que la Unión Europea invierte en Latinoamérica, gracias a la intervención de España, más que Rusia, China e India, juntos”, indicó. La exministra bajo el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero indicó que la gran baza para que América Latina participe en proyectos de globalización es la creciente digitalización de sus economías, “que no tienen nada que envidiar a las de muchos países europeos”.

El también exministro de Exteriores con gobiernos del PP y actual presidente de la Fundación Iberoamericana Empresarial, Josep Piqué, se mostró muy optimista sobre la integración entre ambas áreas. Aseguró que este momento político es una gran oportunidad para sellar lazos comerciales entre la UE y Latinoamérica, tras la “retirada del mundo anglosajón”, con el Brexit británico para salirse de la Unión, y la política proteccionista del presidente de EE UU, Donald Trump, frente al resto del continente americano. “Reforzar los lazos entre la UE e Hispanoamérica es reforzar los valores de la democracia”, aseguró

“El papel que juegue Latinoamérica en un futuro va a depender de lo que Améria Latina se crea de si misma. Esa voz única en la globalización por el momento no existe. Es un concepto geográfico, idiomático o cultural pero está muy lejos de ser un proyecto político”, precisó Piqué.

En la misma línea, Enrique Iglesias, presidente de honor de Ceapi, reconoció que los intentos de integración económica y política entre países latinoamericanos -como el Pacto Andino, la Alianza del Pacífico o Mercosur- han pasado por altibajos, pero se mostró convencido de que cuajarán en un gran acuerdo por el que estrecharán las relaciones comerciales con la UE y entre los propios países latinoamericanos. “América Latina no tiene un problema religioso, ni de razas ni de nacionalidades como a los que se enfrentan ahora otras áreas del mundo”, aseveró.

“Confusión política”

Por su parte, el presidente ejecutivo del Grupo PRISA (editor de EL PAÍS), Juan Luis Cebrián, apeló a ser realistas y a reconocer el clima de inestabilidad por el que atraviesan tanto Europa como Latinoamérica. Por un lado, la UE atraviesa por una “situación de confusión política, que no solo tiene reflejo en el Brexit, sino que se ha puesto de manifiesto en el mismo corazón de la UE, tras las elecciones alemanas y la desconfianza sobre el eje Merkel-Macron que tantas esperanzas había despertado”.

Para Cebrián, esa confusión se traduce en Europa en “populismos, brotes xenófobos y nacionalismos extremos”, mientras que Latinoamérica , después de una década de crecimiento se enfrenta a tensiones internas que ponen a prueba las democracias de la región y las someten a tensiones internas. Y puso como ejemplo el clima de incertidumbre política en Brasil o el de México ante las próximas elecciones, la situación crítica de Venezuela o la respuesta a las medidas implementadas por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Por su parte, la presidenta de Eulen, María José Álvarez, ha subrayado que la compañía sigue inmersa en impulsar su internacionalización en Latinoamérica, con la mirada puesta en Colombia y Perú, y sin descartar adquisiciones. La ejecutiva afirmó que la corrupción es un problema generalizado, no solamente en Latinoamérica, y ha afirmado que hay que terminar con ella, porque “no hace más que pervertir el mercado” y no es beneficioso para ninguna empresa.

EL PRESIDENTE DE MAPFRE DEFIENDE QUE SE COMPLEMENTEN LAS PENSIONES

El presidente de Mapfre, Antonio Huertas, ha apostado por “obligar” a los trabajadores a participar en un sistema de ahorro complementario a las pensiones para garantizar su sostenibilidad en las próximas décadas, y ha considerado que es una “cuestión de Estado”.

En una conferencia en el I Congreso Iberoamericano para presidentes de compañías y familias empresarias, Huertas ha puesto como ejemplo a Reino Unido para reclamar este sistema complementario al público y ha dicho que todos los países adoptan “medidas similares”.

El presidente de Mapfre ha dicho que hay que convencer a ciudadanos y a poderes públicos sobre la necesidad de este complemento porque, a su juicio, ya hay un sector de población en la “cuarta edad” y, en tanto que el fondo de reserva de las pensiones “se acaba”, debe garantizarse que la sociedad sea “sostenible” de aquí a 30 años.

Huertas ha agregado que el envejecimiento poblacional y el aumento de la esperanza de vida forman “un cóctel complicado” que comienza a verse en Latinoamérica, donde ha advertido que en el próximo cuarto de siglo la tasa de personas mayores puede llegar a triplicarse.

En España, ha asegurado, el 19 % de la sociedad tiene más de 65 años (frente a la media mundial del 9 %), por lo que ha apostado por “abordar el problema cuanto antes” y que cada trabajador tenga “dos o tres sistemas de retribución”, a través de su empresa o particular, para tener un nivel de vida “tranquilo”.Además, ha calificado esta situación de “cuestión de Estado” y ha criticado que en España falten incentivos tanto a nivel fiscal como informativo.